“¿Por qué soy escritor?” por Luis Alberto Sánchez

Cuando Luis Alberto Sánchez (LAS) cumplió 40 años de escritor redactó estas líneas en las que plasmó el porqué de esa fructífera labor que desempeñó a lo largo de toda su vida. Una pasión por la escritura que siempre tuvo activa, enseñando y aprendiendo. Hombre laborioso y tenaz.

LAS

“Si algún orgullo tengo, y dejo lo ingrato para el final, es el de haber tratado de entender a los otros, quizá con el egoísta propósito de hacerme entender. He pretendido ser claro. Mi mejor empeño como escritor ha consistido en tratar de expresar toda mi verdad en las palabras menos copiosas, más accesibles y en lo posible poco vulgares. Creo que este método implícito e instintivo coincide con el temple de mi generación, una de las menos gárrulas de nuestra experiencia cultural. Si, como algunos me han reprochado, he escrito mucho, pido a mis acusadores tener en cuenta que soy sin remedio un escritor de raza. Y que a escribir he consagrado el tiempo que a menudo se dedica a otros menesteres, porque solo escribiendo ahormo mis pensamientos y entretengo agonías que de otro modo pudieron alguna vez llegar a la desesperanza. Debo a mi condición de escritor mis placeres más hondos y  no pocas de mis desdichas. Creo en mi duro y dulce oficio no solo como un destino individual, sino como una de las funciones más bellas, ennoblecedoras y útiles de un pueblo”.

Sánchez, en suma, es un intelectual cuyas obras abarcan todo el siglo XX y más. Un hombre de América de innata vocación por escribir. “Si uno de los méritos de sus obras de carácter histórico es la constante referencia de los textos de ambiente y a la circunstancia de que surgieron y a su significación viva dentro de una sociedad, la calidad de estos estudios biográficos*, paralelamente, reside en que la peripecia humana y la anécdota novelesca están enriquecidas por su trasfondo cultural y social”, apareció en un libro jubilar homenaje que la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, la gran pasión de LAS, le preparó con motivo de sus 40 años de dedicación a la docencia universitaria. Maestro.

*LAS escribió con maestría sendas biografías de Garcilaso de la Vega, en 1939; La Perricholi, 1936; Flora Tristán, 1942; Manuel Ascencio Segura, 1947; Ricardo Palma, 1927; Manuel González Prada, 1930; José Santos Chocano, 1965.

Anuncios